Conocida como una de las comunas con mayor tradición dentro de Santiago, Ñuñoa se ha caracterizado por ser una zona en constante evolución y con una oferta de gran calidad de vida para quienes residen en ella.

Desde sus comienzos fue un sector netamente agrícola, escenario que llamó la atención de los santiaguinos de la época, quienes deciden trasladarse a la zona e instalar sus haciendas en búsqueda de tranquilidad.

Hoy, Ñuñoa se ha convertido en una zona privilegiada para vivir, gracias a la cercanía con el centro de Santiago, la gran conectividad con otras comunas y su renovado comercio.Todo, producto de las mejoras en la accesibilidad, ya que cuenta con una gran variedad de transporte público, ciclovías y con nuevas estaciones de Metro.

Si bien, la comuna se ha resistido a mantener su antigua faceta residencial, no cierra sus puertas a lo moderno.Hecho que ha creado una mezcla muy atractiva, tanto para los antiguos ñuñoínos que quieren mantenerse en el sector, como para aquellos que quieren ser parte de la comuna y que buscan la atesorada vida de barrio.

Además, producto de su gran desarrollo humano, sumado a la evolución de su estilo tradicional, el auge económico de la comuna aumentó notoriamente.Situación que ha generado mayor comercio dentro del sector, permitiendo que quienes viven en Ñuñoa tengan acceso a distintas cadenas de supermercados, teatros, restaurantes, cafés, bancos, universidades, colegios y centros comerciales a escala.

Gracias a la gran variedad de parques y plazas que ofrece el sector, sus habitantes pueden realizar actividades deportivas y recreacionales, lo que genera una mejora en la calidad de vida de sus vecinos.Ambiente que ha permitido que Ñuñoa se ubique dentro de las 10 mejores comunas para vivir dentro de Santiago, destacando sobre todo por sus condiciones socioculturales y laborales.

La comuna apuesta además al desarrollo inmobiliario de calidad, enfocándose en mantener la tradición del barrio. Este es el caso del proyecto de Simonetti Inmobiliaria, ubicado en Simón Bolívar esquina Pedro de Valdivia, cuyos departamentos han sido diseñados para quienes quieran ser parte de la experiencia de vivir en Ñuñoa.